Entradas

No puedes exigirle a una pareja el mismo comportamiento y la misma forma de ser o pensar que tu padre. Colaboración con Actitudfem.com

Hablamos de las rupturas de pareja y las redes sociales en las Noticias Fin de Semana de Antena 3 Tv

Os adjunto el link al telediario de las Noticias Fin de Semana de Antena 3, donde hablamos sobre las rupturas en la era digital. Pincha en la imagen para ver el vídeo, que comienza en el minuto 27:28

Silvia Álava Noticias Fin de Semana2

 

San Valentín a diario. Colaboración con el diario La Vanguardia

ParejaEsther Moreno Morán

Si queremos que una pareja funcione debemos poner nuestro granito de arena día a día, no sólo en San Valentín, y el mejor regalo que podemos hacerle es reconocer sus virtudes y celebrarlas todos los días.

Así lo aseguran varios psicólogos consultados por Efe que, además, recomiendan que todas aquellas personas que no tengan pareja disfruten de su libertad y de lo que de verdad les hace felices.

Más de la mitad de los españoles celebra San Valentín, una de las fechas especiales del año para muchos enamorados que aprovechan para expresar a sus parejas lo que sienten y hacerles un regalo.

Según una encuesta realizada por Snappy Research para Lotería Nacional, el 52 por ciento de los españoles festeja este día.

Otro sondeo realizado por Tiendeo.com eleva este dato al 65 por ciento y revela que los españoles gastan 77 euros de media en San Valentín.

Por sexos, los más generosos son ellos, que invierten una media de 106 euros en el regalo que elijan, frente a los 66 euros que gastan las mujeres.

En declaraciones a Efe, la psicóloga Silvia Álava Reyes recuerda: «Si queremos que una pareja funcione debemos poner nuestro granito de arena día a día, no sólo en San Valentín».

«Hay estudios que dicen que los pequeños momentos aportan más felicidad que una gran fiesta» en el día de los enamorados, cuenta esta experta.

Expresa una opinión semejante el catedrático de Trabajo Social de la UNED, Antonio López Peláez, quien afirma que «el mejor regalo es reconocer a tu pareja sus comportamientos, sus virtudes y sus méritos y aprovechar este día para celebrarlos».

«Es importante que tu pareja cada vez sea más visible para ti, que le dediques más tiempo y tomes conciencia de que sigues enamorado de la persona con la que estás», sugiere Peláez.

La publicidad lanzada los días previos al 14 de febrero invita a pensar que el día de los enamorados es importante y que hay que gastar dinero para demostrar la autenticidad de los sentimientos.

Uno de los productos más demandados este día son las flores, cuyas ventas representan el 14 por ciento del total anual, por detrás del día de Todos los Santos y el Día de la Madre, explica a Efe un portavoz de Facua-Consumidores en Acción.

«La actual situación económica hace que los comercios desarrollen nuevas ideas para hacernos creer que la felicidad y el cariño, es mayor cuanto más elevado es el gasto», recuerda esta organización.

Y para quienes no tienen pareja y no saben cómo afrontar un día así con ilusión, la psicóloga Amaya Terrón aconseja no hacer caso a los «deberías sociales o prejuicios que no nos permiten ser libres y disfrutar de lo que de verdad nos hace felices».

El día de los enamorados data del siglo III cuando un 14 de febrero un sacerdote llamado San Valentín se saltó las normas impuestas por el emperador romano Claudio II quien había prohibido los matrimonios con el argumento de que los jóvenes sin ataduras rendían más como soldados en la guerra. EFE

Consejos muy útiles para mantener viva la llama del amor. Colaboración con el diario ABC

Lo que debes hacer para ser feliz en tu relación de pareja

Pareja

Llega el día de San Valentín 2017, una fecha muy especial para los enamorados, pero también una excusa perfecta para hacer un repaso y reflexionar sobre la relación de pareja que tiene cada uno. Los expertos apuntan en que la rutina diaria del trabajo, la casa o los hijos, para aquellos que los tengan, dejan a veces a la deriva aquellos sentimientos de amor que un día fueron tan intensos y ocupaban el primer lugar en las preferencias del día a día.

Por este motivo, Silvia Álava, psicóloga del centro de Psicología Álava Reyes, recalca que para que una pareja funcione hay que trabajar la relación, sobre todo cuando llevan tiempo y la rutina se apresa de ellos. Explica que hay que evitar a toda costa que nos invada una «adaptación hedonista», puesto que el ser humano tiene capacidad de adaptarse a lo bueno (comprarse una casa nueva o un coche), pero al mes dejar de sentir esa emoción por entrar en su vehículo nuevo, por ejemplo.

«A las parejas que no tienen relaciones sexuales de manera frecuente les funciona muy bien el método de agendar citas, aunque se tilde de poco romántico»

«Con la relación no puede ocurrir lo mismo. Hay que mantener esa emoción. ¿Cómo? Pues fijándose en aquellos aspectos que nos enamoraron, en los puntos positivos de la pareja: su generosidad, su alegría, su manera de solucionar los problemas… Y, sobre todo, decírselo. Estamos acostumbrados a decir solo aquello que nos molesta del otro. Eso, poco a poco, mina una relación».También propone que es esencial hacer planes juntos que, aunque sea San Valentín, no necesariamente tienen que tener un coste económico, puede ser un simple paseo para entablar una comunicación tranquila sin interrupciones mientras se disfruta de la compañía. Es un momento perfecto para hablar de forma pausada en qué situación está la relación, analizar cuáles son los puntos de mejora… pero siempre sin despreciar ni insultar al otro. La conversación debe ser constructiva, nunca destructiva.

Esta psicóloga señala que es muy importante «no pensar que las cosas se le deben ocurrir al otro, que debe adivinar lo que nos gustaría que hiciera. Todos estamos metidos en una vida estresante y si a uno, por ejemplo, le apetece ir a cenar por San Valentín, no debe estar esperando a que se lo pida. Si realmente le apetece no debe esperar, es mejor que lo proponga», asegura.

«Tampoco falla realizar un masaje en pareja para aumentar el deseo»

Ruth González Ousset, sexóloga y terapeuta de pareja, coincide en que la comunicación es la clave. Apunta que una de las primeras premisas a tener en cuenta en una relación es que hay que dedicar menor tiempo a wahtssapp y más a la comunicación personal. «Estamos en una era en la que nos escribimos mensajes carentes de tono que muchas veces dan lugar a conflictos olvidándonos de lo más importante que es mirarnos a los ojos y hablar. En la pareja esta cuestión supone un gran pilar», asegura.

Consejos para el Día de San Valentín 2017

Esta experta en sexología recomienda, además, las siguientes pautas:

El «aquí te pillo aquí te mato» de vez en cuando está bien y mejor estará si la pareja se dedica una jornada de mimos y caricias que pueda acabar en una gran sesión de sexo. «¿Hace cuánto que no tienes un encuentro íntimo con tu pareja sin mirar el reloj del móvil?», cuestiona Ruth Gónzalez Ousset.

Agendar las citas sexuales. Asegura que para muchos esta idea les parece carente de romanticismo, «pero lo he comprobado que las parejas que no tienen relaciones sexuales de manera frecuente este es el único método que realmente les funciona».

—Recomienda también recurrir a la caja de los deseos sexuales. «Es una práctica maravillosa que aviva mucho la llama de la pareja. Cada uno tiene su propia caja donde va metiendo papelitos con deseos fáciles de cumplir. Un día o dos a la semana, cada uno complacerá el deseo del otro y viceversa».

Jugar a que son novios con una cita semanal, una semana cada uno. Actuar como tal y dejar a los niños, el trabajo y a los problemas a un lado por unas horas.

—Esta experta apunta que trabajar el suelo pélvico en pareja es un ejercicio muy bueno porque entre los beneficios que tiene aumenta el deseo, mejora la lubricación y el control eyaculatorio (tanto para ellas como para ellos). «Al cabo de semanas ellos tendrán erecciones mas fuertes y duraderas», asegura.

Hacer deporte en pareja también resulta muy útil para mejorar la vida sexual considerablemente. Hace que las personas se encuentren mejor con su cuerpo y favorece los encuentros íntimos.

—Tampoco falla realizar un masaje en pareja para aumentar el deseo. «Lo ideal sería —recomienda— queuna vez a la semana cada miembro de la pareja diese un masajeal otro y dejar que las caricias fluyan».

FUENTE: Diario ABC

Viernes de Podcast: Hablamos de pareja en Gestiona Radio

Os adjunto el enlace al podcast de la charla en Gestiona Radio sobre la pareja y el amor.

Pincha en la imagen para escuchar la entrevista:

gestiona-radio

 

¿Es más fácil encontrar el amor si te toca la lotería? Colaboración con el diario ABC

El dinero puede resultar un gran atractivo al comienzo de una relación

LAURA PERAITA

dinero-y-felicidadNo existen estudios científicos que certifiquen que una persona con dinero sea más afortunada en el amor. Pero lo que sí afirman las investigaciones es que si a alguien le toca la lotería, cuando pasan dos años vuelve al mismo nivel de felicidad de antes de que recibiera el premio. Conclusión: el dinero no da la felicidad, aunque al comienzo suponga un estímulo importante de alegría por tener una vida sin deudas, por poder cambiar la casa por el chalet, viajar más o estar rodeado de chicas y chicos con cuerpos esculturales.

Sin embargo, el dinero sí supone un atractivo para algunas personas,aquellas que anteponen lo material a los sentimientos. Por este motivo, una persona que ostenta de su riqueza es un punto de mira y objeto de deseo para quienes dan más importancia a mantener un alto nivel de vida.

Cada persona, según señala la psicóloga Silvia Álava Reyes, debe pensar qué quiere de verdad en su pareja para que la relación sea verdadera. «Si el requisito es que tenga dinero es obvio que será más fácil estar con alguien a quien le ha tocado la lotería. Pero no nos engañemos, será una unión egoista, y esa persona nunca se sentirá llena a nivel emocional, con todo lo que ello supone para el equilibrio personal».

El dinero puede resultar un gran atractivo en un comienzo, pero no hay que perder de vista «que todos los días vemos en los medios de comunicación a millonarios, empresarios, actores o deportistas que se separan o divorcian de sus parejas. Lo material —incide Silvia Álava Reyes— no es un elemento de conexión, no garantiza el amor por la sencilla razón de que el amor no se compra».

Esta psicóloga señala que lo importante a la hora de buscar pareja es «poner los pies en la tierra y tener en cuenta los principios, valores y orígenes de cada uno. Llevar una vida cómoda, sin problemas económicos, no es garantía de estar sentimentalmente pleno. Lo malo es que, en la mayoría de los casos, las personas se dan cuenta de esto a posteriori».

Proteger el bienestar de los hijos tras un divorcio. Colaboración con la Agencia EFE

Aprender cada día forma parte de la aventura de ser padres, un periplo en el que procurar a los hijos una infancia plena y feliz es el objetivo principal; la psicóloga Silvia Álava recoge en un libro los errores más comunes y las estrategias que mejor funcionan para tener hijos felices, incluso después de una separación

En el libro “Queremos hijos felices. Lo que nunca nos enseñaron”, (JdJ Editores), la psicóloga Silvia Álava provee consejos y técnicas para solventar los principales problemas que pueden surgir en el día a día de padres e hijos, en orden cronológico, desde el nacimiento hasta alcanzar los seis años de edad combinados con casos prácticos que ejemplifican las distintas situaciones.

Silvia Álava asesora de forma clara y concisa sobre el bienestar de los hijos desde su experiencia profesional como  directora del área infantil en el Centro de Psicología Álava Reyes; los derechos de autor serán donados a la Asociación Nuevo Futuro.

Desde la educación de los niños al establecimiento de normas, pasando por cómo dirigirse a ellos, todo para mejorar la calidad de vida de las familias. La psicóloga recalca que para educar a los hijos es esencial usar el sentido común y que saber actuar ante determinadas situaciones requiere pararse a observar qué sucede y analizar tanto la forma de actuar del niño, como la de los padres.

En la segunda sección del libro, se desarrollan las cuestiones principales hasta los dos años como los hábitos de sueño, higiene, alimentación hasta cómo estimular su inteligencia; en la tercera trata cuestiones como la adaptación al colegio, miedos, celos o desobediencia; el libro cierra con un capítulo dedicado a los distintos tipos familias y un epílogo sobre la importancia de transmitir valores a los niños.

Entre los obstáculos que se pueden presentar, se encuentran las separaciones, una realidad en la que muchas veces los hijos son los principales perjudicado; la psicóloga Silvia Álava da pautas para que los niños convivan con el divorcio de sus padres de la mejor manera posible.

Algunos errores habituales

Silvia Álava apunta que “muchos padres consiguen salvar sus diferencias individuales por el bien de sus hijos”; esto no implica que arreglen su matrimonio, pero sí que mantengan el objetivo principal: el bienestar del hijo. Estos son algunos de los errores a evitar para lograrlo.

Un niño juega con un globo en forma de cebra. Efesalud.com

EFE/JIM HOLLANDER

  1. Involucrar directamente al niño en la separación. Silvia Álava explica que compartir los motivos de la separación con el niño es uno de los errores en los que más se incide. La psicóloga advierte que cuando el niño es pequeño no hay que contárselo porque no tiene el suficiente desarrollo madurativo para entenderlo, pero incluso cuando es mayor, tampoco le corresponde porque es un tema de pareja.
  2. Descalificar a la pareja. Cuando se descalifica a la ex-pareja delante del niño o lo utilizamos de mensajero para decir cosas,  lo estamos perjudicando, haciendo inseguro y sometiendo a tensiones porque “su principal fuente de seguridad son los padres, ya que son sus adultos de referencia”. No hay que olvidar que “por muy mal que nos haya ido con nuestra ex-pareja, no deja de ser el padre o la madre de nuestro hijo.”
  3. Marcar tiempos para la asimilación. No hay un límite establecido para que el niño asimile la situación, cada caso va a necesitar un tiempo distinto. Los padres tienden a fijar tiempos en los periodos de adaptación que no se corresponden con la realidad del niño, que por su propio desarrollo cognitivo no tiene las estrategias que tienen los adultos.
  4. Intentar comprar al niño. Es posible caer en el error de pensar que el niño va estar más feliz o que va a querer estar más con nosotros si lo colmamos de  cosas materiales pero en realidad ocurre todo lo contrario; “los niños necesitan que les digan por dónde tienen que ir, les trasmitan seguridad, firmeza y mucho cariño”.

La psicóloga es contundente al afirmar que cuando se trata de niños el afecto se gana en el día a día. “Los bienes materiales se pasan de moda y con ello su efecto, sin embargo, tener un buen lazo afectivo con el niño es un vínculo mucho más estable, seguro y duradero”.

La clave: una línea educativa común

Cuando se produce un divorcio, las vidas de los miembros de la pareja toman rumbos distintos; sin embargo, no debe suceder igual con la educación de los hijos. Álava afirma que cuando se trata de educar, los padres han de estar de acuerdo en los aspectos esenciales porque “los niños son sensibles a las incongruencias educativas”.

La psicóloga sostiene que si cada padre actúa de una manera diferente y los niños son pequeños “se pierden, ya que desconocen qué es lo que realmente se espera de ellos y se preguntan: ¿por qué con mamá es de una manera y con papá de otra?”

Asimismo, si hay más de una línea educativa y los niños son mayores, “su capacidad de observación hace que usen estas incongruencias para su propio beneficio; aprenden qué cosas pedir a mamá y qué cosas a papá.”

Para evitar estas situaciones y facilitar que los padres vayan en la misma dirección educativa, la experta aconseja “establecer con claridad las normas y consecuencias tanto si el comportamiento del niño es bueno como si no”.

Nuevas parejas, nuevos roles

La psicóloga indica que con frecuencia los niños tienen la fantasía de que sus padres van a arreglar su matrimonio y el hecho de que el padre o la madre comiencen una nueva relación les supone tener que asumir que la separación es definitiva.

Un padre mira a su hija mientras agarra sus manos. Efesalud.com

EFE/Felipe Chacón

Según la especialista, la otra persona tiene que asumir bien el rol que le corresponde: el de pareja de la madre o del padre, “nunca el de padre o madre, porque el niño ya los tiene”.

Silvia Álava insiste en la importancia de que se establezcan estos roles porque la pareja del padre o de la madre, no deja de ser un adulto de referencia. “Si conviven juntos, van a ser quien marque las normas y que no sean sus padres no implica que no les tengan que obedecer”.

Por mucho que se quiera que los niños se adapten, “no hay que forzar las situaciones y hay que darles tiempo, con la convivencia se establecerán buenos lazos afectivos”.

Normalizar la situación

Álava hace hincapié en la importancia de que todos los adultos de referencia del niño conozcan cuál es su realidad, entre ellos, profesores y cuidadores. La meta de comunicar la situación del menor no es que se le etiquete y reciba un trato distinto, sino normalizar la situación lo máximo posible.

Pero, cuidado, la psicóloga advierte que el hecho de todas las personas que están en contacto conozcan su realidad, “no significa que les tengamos que contar nuestra vida”.

 

FUENTE: Agencia EFE Salud

Hablamos de los celos en la pareja en el programa Cazamariposas de Tele5

Os adjunto el enlace al programa Cazamariposas en el que hablo sobre los celos en la pareja, pincha en la imagen para ir a la web, mi intervención comienza en el minuto 14,24 de programaSilvia Álava - Cazamariposas - Celos

Tras el divorcio llegan las nuevas parejas de mamá y papá. ¿Cómo actuar? entrevista en finanzas.com

La llegada de una nueva pareja tras el divorcio puede hacer tambalear la estabilidad y la seguridad que necesita un niño para crecer feliz. ¿Sabes cómo decirle a tu hijo que te has vuelto a enamorar? Te damos las claves.

Hijos tras el divorcioDe los seis millones largos de familias con hijos que hay en España, alrededor de medio millón son familias ‘reconstituidas’. Así es como se denominan esos hogares que nacen tras las nuevas uniones de padres o madres viudos o divorciados. Y todos, probablemente, se iniciaron con esta pregunta: ¿Cómo les digo a los niños que tengo una nueva pareja?

En los foros de Internet, padres y madres en esta situación comparten dudas y piden consejo para afrontar este momento: «Mi hija no acepta a mi nueva pareja. No quiere que venga a casa y mucho menos que se quede», cuenta una de ellas. Celos, rechazo, inseguridad o culpa son algunos de los sentimientos que experimentan los hijos cuando su padre o su madre viven una nueva oportunidad en el amor.

Las claves para que esta etapa se desarrolle de manera feliz para todos son tiempo, paciencia y comprensión. Con la ayuda de Silvia Álava, psicóloga del centro de psicología Álava Reyes y autora del libro ‘Queremos hijos felices. Lo que nunca nos enseñaron’ (JdeJ Editores), te damos cinco pautas para afrontarla:

1.- Tiempo y estabilidad

Leer más

Conciliación de la vida familiar (y V)

conciliacion familiar foto blogcapitalhumano¿Es necesario que también quede un poco de tiempo para cada uno (por ejemplo, para hacer deporte) y los dos contribuyan en que esto sea posible?

Si hacemos un buen reparto de las tareas, podremos encontrar pequeños huecos libre que cada uno pueda utilizar de forma personal, para hacer deporte, hablar con un amigo… lo que nos ayudará a estar mejor con uno mismo y con la pareja. Dejarnos un hueco para nosotros mismos, siempre va a tener efectos positivos. Necesitamos un espacio para el autocuidado personal.

 ¿Cómo actuar cuando no se cumple lo acordado para las tareas? ¿Hay que ser tolerantes con los fallos o el ritmo de la pareja a la hora de hacer estas tareas?

 Hay que entender que en ocasiones se puede fallar, y que hay días en los que ha resultado imposible hacer lo acordado. Pero no se debe de permitir que esto ocurra, para que no se generalice. Y sobre todo, en la medida de lo posible, no hacerle el trabajo a la pareja, que lo haga después, cuando pueda o cuando tenga tiempo. Nos es más difícil responsabilizarnos de una tarea, cuando sabemos que hay otro que la ha asumido dicha responsabilidad por mí.

 ¿Deberíamos las mujeres bajar el nivel de exigencia?

 No se trata tanto de bajar el nivel de exigencia, como de saber que cuando delegamos el trabajo en otra persona, esta lo puede hacer de forma diferente. No es que esté peor hecho; pero sí de forma distinta. De nuevo se puede llegar a un acuerdo sobre la forma de realizar la tarea.