Lo bueno (y lo malo) de estudiar en el extranjero (VIII)

Qué hago si presenta problemas de adaptación (si me llama llorando, si no está contento, si echa de menos su casa y sus amigos..) Es mejor aguantar y que lo supere o debo hacerle volver y renunciar a ese curso fuera? Cómo detectar cuándo lo pasa mal de verdad o simplemente le está costando un poco? Las señalas claras de alerta.

Hay que evitar que el adolescente vuelva a mitad de curso porque además de vivirlo como una derrota el aprendizaje que saca de la experiencia es que si las cosas no van bien se puede abandonar sin enfrentarse a ellas. No mandemos a un niño a pasar un curso fuera si él no quiere o  no se ve capaz de afrontarlo. Es normal que vayan con miedos o con dudas, pero no con una negativa tajante.

Tenemos que saber que nuestros hijos nos van a echar de menos igual que nosotros les echaremos de menos a ellos, y eso es normal, y nos lo dirán, incluso alguna vez se les puede escapar una lágrima. Pero si vemos que la situación de llamar llorando a casa se convierte en habitual debemos de cortarla lo antes posible.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario