Concentración y descanso (VI)

planificaciónVamos, en este último post de la serie, a ver qué medidas podemos tomar para aumentar la concentración y no dispersarnos en nuestro día a día

Hay variables externas que conviene cuidar para aumentar la concentración y la productividad:

  • Haz una planificación de las tareas que debes realizar el día antes, se realista a la hora de fijar los objetivos, prográmalos con tiempo suficiente, y fragmenta las tareas más complicadas en pequeñas metas más fáciles de lograr y a primera hora del día, con ello tendrás más fuerza para realizarlas y su finalización será un refuerzo para emprender nuevas taras con ganas, prémiate cada vez que lo consigas.
  • Deja tiempo para los imprevistos que te permita reaccionar y evitar así el estrés, que tu planificación no se venga abajo al menor contratiempo.
  • Mantén la mesa lo más despejada y limpia posible, sin objetos distractores al alcance de la vista.
  • Deja el móvil silenciado y desconecta todas las aplicaciones de redes sociales para evitar las distracciones.
  • Nunca comiences el día leyendo el correo electrónico, así evitaremos salirnos de la planificación de nuestras tareas principales. Fija dos momentos a lo largo de la mañana y dos por la tarde en los que revisar y contestar el correo electrónico. No dejes que los correos por leer invadan el espacio de 25 minutos reservado para trabajar.
  • El nivel de ruido ambiental es otro factor a controlar.
  • La temperatura no debe ser ni muy calurosa ni muy fría.
  • Mantente hidratado, bebiendo preferiblemente agua.
  • Evita la sensación de hambre, pero sin realizar comidas copiosas que aumenten la somnolencia.
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario