Cómo ser unos padres trabajadores y no morir en el intento (II)

Familia¿Es posible ser unos padres trabajadores y no morir en el intento? ¿Cómo?

 Es difícil pero se puede conseguir. Lo primero que tenemos que tener claro es que lo importante es la calidad del tiempo que pasamos con nuestros hijos. Si disponemos de poco tiempo, deberemos  asegurarnos la calidad del mismo y priorizarlo en las necesidades de nuestros hijos. Parémonos a escucharlos, los niños necesitan poder contarnos sus vivencias y sus problemas; y el percibir a sus padres como cercanos, no tiene que estar reñido con nuestro trabajo.

            Por efecto de las prisas no podemos caer en la sobreprotección, o en hacerle yo las cosas, (por ejemplo, muchos papás prefieren vestir a los niños para no llegar tarde al cole en lugar de esperar pacientemente a que éstos lo hagan solos),  pues el niño tiene que aprender a vestirse, a lavarse, a comer…  solo. Es fundamental que aprenda a valerse por sí mismo, haciéndoselo los padres no favoreceremos su correcto desarrollo ni su autonomía; y para eso necesita tiempo.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario