¿Cómo prevenir la depresión infantil? colaboración con guiainfantil.com

prevencion-depresion-infantil-C Silvia ÁlavaLa depresión no sólo afecta a los adultos, los niños también la padecen. No es lo mismo, sin embargo, un niño que se siente triste, a un niño deprimido. Hay síntomas que indican una depresión en niños como la ansiedad, cambios bruscos de humor o pataletas constantes y sin un motivo aparente. Es el psicólogo quien ha de tratar a un niño deprimido, pero los padres pueden ayudar a prevenir este trastorno. Os adjunto la entrevista realizada para guiainfantil.com

PREVENCIÓN DE LA DEPRESIÓN EN LOS NIÑOS

1. ¿Se puede prevenir la depresión infantil?

La depresión infantil se puede prevenir. Sobre todo tenemos que saber que tipo de conductas, o que tipo de actitudes pueden tener los papas para conseguir que sus hijos sean unos hijos sanos, felices. ¿Qué cosas podemos hacer? Por ejemplo, no sobreproteger a los niños. Eso es una cosa que no nos ayuda en absoluto. Cuando no le dejamos al niño en libertad, para que se desarrolle, para que adquiera sus conductas básicas, para que sea autónomo, ese niño de verdad que le estamos haciendo un flaco favor porque no conseguimos que sea autónomo ni que se sienta seguro por si mismo.

Los padres son el modelo a seguir, luego tienen que ser un modelo de seguridad, de confianza. Se tienen que mostrar firmes y seguros. Hay muchos padres que se muestran muy dubitativos y que les hacen ver al niño, que al final esta ganando el niño, que el niño tiene más fuerza que el adulto.

También va a ser muy importante que los niños se ganen las cosas. Cuándo un niño lo tiene todo y lo tiene todo “gratis” entre comillas, es decir, que no le ha costado un esfuerzo ganarlo, no lo valoran. En cambio cuando a un niño le ha costado un poquito de esfuerzo, si que lo valorarán más. No hay que permitirles todo porque los niños van a necesitar normas, límites. Eso les da seguridad, les da confianza.

Una cosa fundamental. Hay que enseñarles desde bien pequeñitos a tolerar la frustración. Y la frustración se empieza a tolerar desde muy pequeños. Cuándo un niño de apenas dos años quiere un caramelo y se coge una rabieta terrible porque no tiene el caramelo, es importante que aprenda a tolerar la frustración. Si yo para que no te cojas la rabieta te doy siempre el caramelo, ese niño no va a aprender a tolerar la frustración, y esto de no tolerar la frustración no es nada bueno.

Va a ser también muy importante que los papas favorezcan un clima de confianza en casa. Qué vea que en cualquier momento, cualquier problema que vaya a tener un niños que lo va a poder a hablar con sus padres, que lo va a poder comentar. Y esto si que es una cosa que se crea en casa y que se crea desde bien pequeñitos y que hay que buscar favorecer momentos para una buena comunicación. Favorezcamos un clima de confianza y una buena comunicación en la familia.

2. ¿Qué consecuencias puede generar una depresión infantil no tratada?

Consecuencias que puede generar una depresión infantil no tratada. Cuándo no tratamos el problema se puede cronificar y nos podemos encontrar que son niños que tienen una apatia generalizada, una desmotivación hacia el estudio, hacia el resto de tareas, puede conllevar un fracaso escolar, dificultades de conducta, mala convivencia en casa, mala relación con los iguales. También va a depender mucho de cada niño y de cada familia.

Vídeo Consecuencias de la depresión infantil

Vídeo Consecuencias de la depresión infantil

3. ¿ La depresión infantil tiene cura? ¿ Una vez que un niño tiene depresión infantil lo va a tener siempre?

La depresión infantil tiene cura al igual que la depresión en adultos. De hecho muchas veces lo que nos encontramos es que tanto los niños como los adultos que han pasado por un bache al final generan una serie de estrategias y una serie de técnicas que al final les van a ayudar no solamente a superar esa depresión o a superar ese bache emocional sino que les puede ayudar en un futuro porque ya cuentan con esas técnicas y con esas estrategias. Por supuesto que tiene cura y por supuesto que se puede mejorar muchísimo.

Cura para la depresión infantil - Silvia Álava

Cura para la depresión infantil – Silvia Álava

4. ¿La depresión es distinta en niños que en niñas?

Yo no he encontrado un estudio que diga que hay más niños que niñas. Además tenemos que recordar que cuando los niños son pequeños la prevalencia es muy pequeña estábamos hablando entorno a un 1 a un 3%. En cambio en cuanto ya nos acercamos a la pubertad y a la adolescencia. Nos encontramos que la prevalencia es mayor en niñas o en chicas que en chicos. Que es una cosa parecida a lo que nos pasa en a edad adulta. En la edad adulta también la prevalencia de la depresión es mayor en mujeres que en hombres.

Hay muchos estudios al respecto porque no se sabe muy bien si es que las mujeres son más propensas a tener una depresión o las mujeres por contra lo que les ocurre es que son más propensas a admitir que tienen un problema y a pedir ayuda. Entonces no sabemos hasta que punto puede ser una de las dos cosas. Porque si que es verdad que las mujeres acuden mucho más al psicólogo que los hombres y cuando las mujeres acuden al psicólogo suelen acudir en un porcentaje más alto por problemas emocionales.

5. ¿Qué perfil de niños tienen más propensión a la depresión?

Primero tenemos que saber que cada niño es único y que hay que estudiar el caso en concreto. Pero si que niños educados en un ambiente de sobreprotección de ausencia de normas, de límites, dónde se lo dan todo hecho, donde no han adquirido la importancia del esfuerzo, son niños que les cuesta mucho tolerar la frustración, son niños más propensos a tener problemas emocionales.

6. ¿Cuándo se dice que un niño esta deprimido y cuando se dice que un niño solo esta triste?

Es muy importante hacer un correcto diagnóstico. No es lo mismo que un niño esté deprimido a que un niño esté triste. Hay que tener mucho cuidado con las etiquetas. Para que un niño podamos decir que esta deprimido, se tienen que dar los siguientes factores; tiene que estar casi todo el día triste, tiene que dejar de hacer actividades que le gusten, tiene que haber perdido el apetito, tenemos que encontrar que le cuesta conciliar el sueño, esta fatigado, le cuesta concentrarse, y esto empieza a interferir en el colegio, empieza a interferir en sus relaciones con los familiares, empieza a interferir en sus relaciones con sus amigo.

Se tiene que dar todo esto y además se tiene que dar durante un  periodo prolongado de tiempo. No basta con que sea solamente unos días asique hay que tener mucho cuidado con las etiquetas, porque no es lo mismo un niño que esté triste a un niño que realmente tiene una depresión. Al igual que no es lo mismo un adulto que este triste a un adulto tener una depresión que es una de las cosas que también nos pasan a los adultos  que siempre decimos “estoy deprimido” y no cuidado que para estar deprimido tienes que tener todos estos síntomas durante al menos 3 meses y simplemente estas triste no estas deprimido.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario