La Comunicación con nuestros hijos (V)

Lo mejor apara evitar que se nos escapen frases de las que luego nos arrepentimos es utilizar la extinción.

Le diremos al  niño que mientras se esté portando así, no queremos estar con él (hasta que deje de llorar, de chillar o de patalear). De esta forma el niño entenderá que así no va a llamar nuestra atención, y no entraremos en su provocación.

 FRASES A EVITAR

 – Eres malo.

Consecuencias: No cometamos el error de “etiquetar” a los niños, como si el ser malo fuese algo inherente en el niño y que no se puede cambiar, de esta forma sólo conseguiremos que el niño se habitúe al adjetivo y que lo viva como “yo soy así, y por tanto no lo voy a cambiar”.

 Alternativa: Te estás portando mal, porque no estás obedeciendo, estás gritando… se trata de focalizar más hacia lo que está haciendo mal el niño, no caer en generalidades ni etiquetas.

La Comunicación con nuestros hijos (IV)

Algunos consejos truquillos para controlar la ira o el enfado y no actuar de manera que luego nos arrepentiremos.

 Si el niño está realizando una clara llamada de atención, con amenazas no conseguimos nada, pues estaremos reforzando su conducta. El niño percibe que con esa actitud consigue la atención del adulto que es lo que iba buscando. En estos casos lo mejor es utilizar la extinción. (Consideramos refuerzo a cualquier consecuencia positiva, y ojo, no lo equivoquemos con premios materiales, el mejor refuerzo para los niños puede salirnos muy barato, es la atención de sus padres. Se trata de aprender a reforzarles cuando estén realizando las conductas que queremos instaurar, es decir, esté con ellos y refuerce y premie al niño mientras se porta bien, y no le preste más atención cuando está realizando las conductas disruptivas que queremos que desaparezcan, esto es lo que se llama extinción).

VIII Jornadas de Actualización Profesional

El jueves 1 y el viernes 2 de julio estuve en las jornadas de actualización profesional que organiza EOS junto con la Sección de Psicología Educativa del COP.  Como viene ocurriendo, en los últimos años, los principales referentes nacionales en el tema acuden al colegio del psicólogos de Madrid para compartir los últimos estudios en el campo de la psicología educativa.

Este año las jornadas fueron sobre la Neuropsicología en el Ámbito Educativo. Especialmente interesante me pareció la Ponencia de Fernando Carvajal (siempre es un placer escucharle), en el que realizó un resumen preciso y claro sobre  factores y  variables a tener en cuenta  a la hora de realizar una evaluación  neuropsicológica.

La Comunicación con nuestros hijos (III)

¿Qué hacer cuando los hijos agotan nuestra paciencia?

 Es verdad que en ocasiones los niños se pueden poner muy pesados, en esos casos, por mucho que intentemos razonar con ellos no lo conseguimos, por lo que va a ser más efectivo utilizar el lenguaje no verbal. Ser muy contundentes con el gesto y con la mirada, nos va a ser mucho más efectivo que entrar en su provocación pues podemos terminar diciendo cosas de las que luego nos vayamos a arrepentir.

Con una mirada a tiempo el niño entenderá  perfectamente que es lo que no tiene que hacer.

La Comunicación con nuestros hijos (II)

¿Qué hacemos si el niño nos cuenta que su profesor le ha dicho que es muy torpe o sus amigos que se han reído de él porque “llora como una niña”?

Debemos de tener cuidado con no sacar de contexto las frases que nos cuenta el niño porque se pueden malinterpretar. Las cosas de los niños (siempre y cuando sean de la misma edad) las tienen que resolver entre ellos y cuando los adultos se meten de por medio, pueden empeorar, a no ser que detectemos que es un hecho repetitivo y que está afectando de forma seria al niño. Respecto al profesor, lo mejor es conseguir otra versión de los hechos, pero no debemos nunca quitarle la autoridad.

La Comunicación con nuestros hijos (I)

Cuidemos el lenguaje con nuestros hijos

 Las palabras dañinas tienen un efecto negativo en los niños, y más si vienen pronunciadas por parte de sus padres que son sus principales adultos de referencia y la fuente de su seguridad. Los padres tienen que procurar hacer a sus hijos lo más seguros y autónomos posibles, y con frases negativas realizaremos justo todo lo contrario.

 La autoestima y la seguridad del niño van muy relacionadas en un primer momento con las valoraciones que recibe del exterior. Hasta que se desarrolla el lenguaje interior, la principal fuente de seguridad del niño son los mensajes de sus padres y demás adultos que le rodean. Si le damos frases negativas, la seguridad y la autoestima del niño se pueden ver resentidas.

             En la revista Guía del Niño, bajo el título “Cuida tus palabras, sin querer puedes haer mucho daño“, la periodista Beatriz García, recoge algunos de los consejos que propondremos a lo largo de estas semanas.

XVII Noche de la Psicología de Madrid (II)

Como os comenté ayer tuve la oportunidad de asistir a la XVII Noche de la Psicología que organiza el COP de Madrid. Siempre es agradable reencontrarse con los viejos conocidos, cada vez resulta más complicado, de no ser por eventos como este.

(En la foto de izquierda a derecha: Montserrat Montaño (premiada), Vicente Prieto (Vocal del COP) y Silvia Álava)

Después de la cena vino la entrega de premios, hizo la labor de maestro de ceremonias, Rocío Ramos-Paúl, como sabéis presentadora del programa “Super Nany” de Cuatro y premiada también en otra ocasión.

Entre todos los merecidos premios, destacaría dos, uno por su popularidad: Eduardo Punset Casals, “Premio especial del jurado a la mejor labor divulgativa” por su excelente trabajo como director y presentador del programa de divulgación científica “Redes” que emite Televisión Española”.

Y otro por su cercanía personal: Monserrat Montaño, miembro del equipo ganador del “Premio de psicología Rafael Burgaleta” por su trabajo “Aproximación al estudio funcional de la investigación verbal entre terapeuta y cliente durante el proceso terapéutico” y compañera del Centro de Psicología Álava Reyes.

Enhorabuena a todos!!

Cómo mejorar nuestra comunicación (I)

¿Es tan difícil comunicarse bien?

Sí, es difícil comunicarse bien. Por muy paradójico que nos resulte, nos hemos pasado parte de nuestra vida estudiando diferentes temas, acumulado muchos conocimientos, pero nunca nos han enseñado lo fundamental: CÓMO COMUNICARNOS BIEN, cómo conseguir que los otros nos entiendan, que nos comprendan; cómo transmitir lo que pensamos, lo que sentimos; cómo captar las emociones y los mensajes que nos envían…

¿Muchos problemas surgen por una deficiente comunicación?

Casi siempre una carencia en el área de comunicación suele estar en la base de la mayor parte de los problemas o dificultades que se dan en las relaciones entre las personas; tanto a nivel de relaciones familiares, como sociales, laborales y personales.

Entrevista para el periódico El Mundo

Ayer ha salido publicada la entrevista sobre las “claves de la felicidad para adolescentes” en el la sección de AULA de el perídico El Mundo, os adjunto el enlace a su página y agradezco desde aquí a Isabel Vilches su interés y amabilidad:

XVII Noche de la Psicología en Madrid

El próximo jueves 24 de Junio asistiré a este evento anual organizado por el COP de Madrid, y que reune a muchos de los psicólogos de la Comunidad, después de la cena en el Salón Real del Casino de Madrid, se hará entreaga de diferentes premios;

Entre los premiados de este año estarán Eduardo Punset, como premio especial del jurado a la mejor labor de divulgación, y nuestra compañera en el Centro de Psicología Álava Reyes, Monserrat Montaño, como parte del equipo que ha realizado la investigación titulada “Aproximación al estudio funcional de la interacción verbal entre terapeuta y cliente durante el proceso terapeútico“.

 El viernes intentaré poneros al día de todo lo ocurrido.